Recarga de una moto eléctrica
15Feb, 21 febrero 15, 2021Tecnología

Las baterías de iones de litio se han convertido en una parte fundamental para el desarrollo de nuestras actividades diarias.

Desde los dispositivos electrónicos (smartphones, tablets y ordenadores portátiles) o herramientas inalámbricas hasta los vehículos híbridos o eléctricos, todos ellos comparten el mismo tipo de acumulador de energía.

En lo referente a las motos eléctricas, la batería no solo es indispensable como su principal fuente de combustible, sino que también asegura la operatividad de otros elementos como las luces o el claxon. Teniendo en cuenta la importancia de este elemento en nuestros motos y ciclomotores eléctricos, desde Greenmoto nos hacemos eco de un estudio de la Universidad de Michigan sobre las mejores prácticas para alargar la vida útil de las baterías de litio.

➡️ Evitar temperaturas extremas

Los extremos nunca son buenos. Esa máxima también es aplicable para la conservación de las baterías de iones de litio ya que los especialistas aconsejan evitar las temperaturas extremas para su almacenamiento, tanto altas como bajas. El motivo es muy sencillo, las temperaturas mínimas y máximas pueden acelerar la degradación de la mayoría de los componentes de las baterías, además de generar riesgos de seguridad, como incendios o explosiones.

En el manual de nuestra moto eléctrica con batería extraíble advertimos de la importancia de evitar la exposición de las baterías a las altas temperaturas, tanto en el aparcamiento como en los períodos de carga de la batería. Teniendo en cuenta la repercusión de las frías temperaturas no solo para la alargar la vida útil de las baterías de litio, pero también en todos los desplazamientos realizados durante los días más frescos del año, también repasamos los consejos a tener en cuenta para viajar en moto en invierno.

➡️ Vigilar el estado de carga

La mayoría de los fabricantes advierte de la importancia de no descargar las baterías por completo ni cargarlas hasta el 100% de su capacidad. Eso ocurre porque las baterías de iones de litio son muy sensibles a la ausencia de carga y pueden estropearse cuando están completamente vacías.

En ese sentido, en nuestras recomendaciones sobre cómo cargar la batería de una moto eléctrica indicamos que lo ideal es cargar la batería cuando se encuentra por encima del 20% (en el caso de nuestros vehículos, 2 rayas en el indicador) hasta cerca del 90% de su capacidad (9 rayas).

➡️ Evitar las cargas y descargas rápidas

Aunque las cargas rápidas pueden ser muy útiles en momentos puntuales, los fabricantes recomiendan priorizar las cargas estándar para conservar todas las propiedades de las baterías de litio.


En este sentido, para las motos eléctricas es conveniente contar con una 2ª batería para evitar la necesidad de una carga rápida. En lo referente a las descargas, se aconseja mantener una velocidad estable y un estilo de conducción uniforme para evitar las descargas rápidas continuadas ya que también favorecen la degradación de la batería.

➡️ ¿Qué pasa con la batería de portátiles, dispositivos móviles y herramientas?

En el caso de los smartphones, la mayoría de los fabricantes aconseja recargar los dispositivos cuando alcancen un 20% de la carga y recomiendan desconectar después de alcanzado el 100% de la carga.

Del mismo modo, se recomienda evitar las altas y bajas temperaturas (como dejar los dispositivos cerca de fuentes de calor/frío o a la intemperie), además de revisar las propiedades de algunos videojuegos, principalmente en portátiles, ya que pueden degradar la batería más rápidamente. Otro de los puntos importantes para la conservación de las baterías de litio en smartphones y portátiles es revisar la configuración para reducir el brillo de la pantalla o desactivar los servicios innecesarios de ubicación o bluetooth.

Para las herramientas eléctricas inalámbricas, algunos fabricantes recomiendan no guardarlas en el cargador, mientras que otros alertan sobre la importancia de no dejar que se agote la carga por completo, además de tener en cuenta su almacenamiento en un sitio con temperatura estable.

➡️ Alargar la vida de las baterías es bueno para el medio ambiente y para la economía

Como hemos podido comprobar, la vida útil de una batería de litio puede verse considerablemente afectada por sus condiciones de almacenamiento o su manipulación, principalmente en lo referente a la carga. En este sentido, seguir los consejos de cuidados de los fabricantes no solo tienen efectos en el bolsillo, puesto que una vez que la batería pierde su capacidad, es necesario reemplazarla por una nueva, con el coste que ello conlleva; sino que también aporta grandes beneficios al medio ambiente, ya que la fabricación de nuevas baterías tiene un gran impacto en la naturaleza.

Con los cuidados adecuados, las baterías de nuestras motos eléctricas tienen una vida útil de más 1000 ciclos de carga completa, lo que permite un desplazamiento seguro por la ciudad y por carretera, con la tranquilidad de contribuir a mejorar el medio ambiente y acelerar el cambio hacia la movilidad sostenible.

Añadir comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

6 + 10 =